sábado, marzo 12, 2016

Poemas, tomo #2

 Colección de Poemas de EyL, tomo #2

-|-|-|-
 
 EL PASO DEL TIEMPO
Koldo Fierro


Esperé a que volvieras
durante días, semanas, años
quizá toda la vida
desde que tengo memoria

Y nunca volviste
Siempre tú, en mis sueños
Siempre tú, en mis esperanzas
Siempre tú

Y ahora que te vuelvo a ver
qué suerte,
ya no te necesito.

-|-|-|-

 BOTADERO
Laura Zúñiga H. (De su libro Zapatos Reciclados)

La sala es botadero de reclamos,
mi mente es buitre
que acecha la carroña de tu olvido.

Caminando sobre la basura
trata mi voluntad
de sobrevivir
en los inestables peldaños,
sobrevivir.
-|-|-|-

EN TI LA TIERRA
Pablo Neruda
PEQUEÑA
rosa,
rosa pequeña,
a veces,
diminuta y desnuda,
parece
que en una mano mía
cabes,
que así voy a cerrarte
y a llevarte a mi boca,
pero
de pronto
mis pies tocan tus pies y mi boca tus labios,
has crecido,
suben tus hombros como dos colinas,
tus pechos se pasean por mi pecho,
mi brazo alcanza apenas a rodear la delgada
línea de luna nueva que tiene tu cintura:
en el amor como agua de mar te has desatado:
mido apenas los ojos más extensos del cielo
y me inclino a tu boca para besar la tierra.

-|-|-|-

DESEOS DE SER
Odilón García Perez (De su libro El Sabanero)

Yo quiero ser tu sombra
quiero ser el agua que bebes
la miel que te endulza
el sol que te quema
el aire que besa tu cuerpo...
Yo quiero ser.

La flor que te perfuma
el jardín que te da rosas
y que por ti florece.
El gorrión que te acaricia,
la luna que te alumbra
Yo quiero ser.

La almohada de tus sueños
la cama donde duermes, y...
la cobija que te cubre
la bata que te ciñe
el sueño que te duerme
el Ángel que te cuida...
Yo quiero ser.

La miel de tus labios
la escencia de tu mente
la sangre
que corre por tu cuerpo
el pan que te alimenta
la palabra de tu boca
la luz que te ilumina
porque yo quiero ser
para siempre ser de tu ser.

 -|-|-|-

 LA TARARA
Federico García Lorca


La Tarara, sí;
la Tarara, no;
la Tarara, niña,
que la he visto yo.

Lleva la Tarara
un vestido verde
lleno de volantes
y de cascabeles.

La Tarara, sí;
la tarara, no;
la Tarara, niña,
que la he visto yo.

Luce mi Tarara
su cola de seda
sobre las retamas 
y la hierbabuena.

Ay, Tarara loca.
Mueve la cintura
para los muchachos
de las aceitunas.
 -|-|-|-

CREO EN TÍ AMIGO
Pablo Neruda

 Creo en tí amigo:
Si tu sonrisa es como un rayo de luz
que alegra mi existencia.

Creo en ti amigo:
Si tus ojos brillan de alegría al encontrarnos.

Creo en ti amigo:
Si compartes mis lágrimas y
sabes llorar con los que lloran.

Creo en ti amigo:
Si tu mano está abierta para dar y
tu voluntad es generosa para ayudar.

Creo en ti amigo:
Si tus palabras son sinceras y
expresan lo que siente tu corazón.

Creo en ti amigo:
Si sabes comprender bondadosamente mis debilidades y
me defiendes cuando me calumnian.

Creo en ti amigo:
Si tienes valor para corregirme amablemente.

Creo en ti amigo:
Si sabes orar por mí,
y brindarme buen ejemplo.

Creo en ti amigo:
Si tu amistad me lleva a amar más a Dios
y a tratar mejor a los demás.

Creo en tí amigo:
Si no te avergüenzas de ser mi amigo
en las horas tristes y amargas.


 -|-|-|-

LA TRISTEZA ME INVADE
 Christian Manriquez

Me cuesta mucho poder escribir estas palabras,
que en tan mala posición me dejan ante la gente,
ya que a pesar de querer luchar contra la desgracia,
es imposible arremeter contra un mundo triste.

Juro que he luchado todo lo que he podido,
pero al final el vencedor ha sido este mundo,
lleno de desesperanza y envidia sin sentido,
arrasando con el ser humano en apenas un segundo.

-|-|-|-

TRIANA
Moisés Guillermo Morales Herrera


Nos vemos casi todos los días,
amiga mía, Triana,
me limpias el parabrisas,
de esta mi triste cara,
y me sacas una sonrisa,
porque... ¡porque a ti te da la gana!.

-|-|-|-

 OCURRENCIAS 7
Cristino Vidal Benavente


Te curas del pesimismo
empleando la ironía,
y a esto le añadiría
que reírse de uno mismo.

Los pecados que cometen
los pobres desarrapados
para mí no son pecados,
pero a mí no me competen.

Si pecan los poderosos,
como son tan principales,
son pecados veniales
y se quedan tan airosos.

Es esta vida tan larga
y de tanto sufrimiento,
que pido a Dios el aliento
para llevar tanta carga.

Qué religión nos han dado
que de pensarlo me asusta,
porque lo que más nos gusta
nos dice que es un pecado.

Lo bueno es lo que te guste
y lo malo es lo que no,
así es como pienso yo
y que nadie se me asuste.

Por donde quiera que vaya
mi destino es ir luchando
y aunque ya me estoy cansando,
no tiraré la toalla.

Por faltas que cometí,
estoy pagando el castigo
que quitarme no consigo
por estar pegado a mí.

Un amigo mal estaba
y a mí no me sorprendía,
pues él mismo me decía:
quien mal anda mal acaba.

Si la vida es complicada
¿por qué complicarla más?
Si apenas es un pispás,
hagámosla una gozada. 

-|-|-|-

DESPERTARES
Luis Alberto Gontade Orsini


Pétalos, tules de niña.
Sensual y frágilmente brotan
de tu pubis cuentas finas.
Alegre al mediodía, tensa
de melancolía, franjas de soles
tardías,
sueñas estela lunar, la pureza
que es encanto.

Lo miras de reojo,
sorprendida.
No crees llegado el momento.
Pelo teñido, rojo vulgar,
mechón de pirata, polainas…
Vuelas por la acera y te alarmas,
el chico te mira y mueres.

Abrumada de placeres.
Vértigo de sábanas,
sed iracunda del deseo.
Maravilla de contactos suaves,
estupor curioso, lágrimas de seda.
Alientos nuevos de mujer.

- Ven Tormenta,
calienta mis pies y escucha
mi secreto:
Tengo tibio el corazón.
Los poros viborean chuchos,
el alma crepita
y hace de la lumbre nueva
suaves cascadas de aliento.

Pavor sumiso,
Tensión irresistible.
- Ven Tormenta…pelo suave,
mechón de espuma. Quédate aquí.
Hoy no he levantado la vista,
pero sé que lo he mirado.
No te alarmes. Aún eres tú,
mi cielo.

-|-|-|-

LA LUNA
Norma Pérez Jiménez


¿Duermes? La luna está despierta
Besando la penumbra,
hay destellos de plata
descansando plácidos
a mitad de la laguna.

Es tiempo de vigilia
¡Despierta! Hay un canto
que endulza la hojarasca
columpiándose,
desde las raíces
de viento y gasa.

Alfombra de lirios
rescatando estrellas;
ojalá la noche fuera eterna,
para que hambrienta la luz del dîa
no se las comiera.

¡Duermes? Ven ¡despierta!
hay huellas en la arena
y besos fugitivos
que escaparon de alguna parte
para eternizarse
en el óleo de la tarde.

Dormir acaso cuando muera
por ahora...la luna está despierta,
dibuja su silueta
como una reina,
y la esconde a ratos
por la enredadera.

Ojalá la noche fuera eterna,
callados los caminos
sembrados de nardos y olivos,
fiel espejo cuando la luna juega
su cabellera,
por la corriente del río.

-|-|-|-
SÓLO TRANSPARENCIA... ( Así es el amor...)
Lorenzo Román


Se ha clavado en tu pecho
la flor que te regalé un día,
atravesando el corazón
parte a parte... luz y melancolía.

Rosa que lleva espinas en su tallo
que pinchan y sangras si la tocas,
Risas embargan sus colores,
amor y dolor provoca.

Se ha clavado como un dardo
certero para no herir de muerte,
con palabras que alivian tu sentir
y no dejan en la boca el sabor amargo.

Esa rosa es mi lanza de guerrero,
soñador, poeta, enamorado,
que busca tu cariño por los senderos
y lo encuentra de un modo apasionado.

Rosa que mi destino marca, rosa,
que dejas en mi vida tu esencia,
dame su mano para llevarla
donde el amor sea solo transparencia.




(Escritores y Lectores no es propietario de ninguno de estos poemas. Estos han sido encontrados en distintas páginas de internet y libros.)

No hay comentarios.:

Publicar un comentario