martes, junio 02, 2015

Diez virtudes que necesita un escritor

     Esta lista original no es un reglamento ni se hizo para que se tome como si fuera lo único que está correcto. Se realizó para aconsejarlos a ustedes, compañeros escritores y lectores.

     1#Disciplina. Cumplir con lo que nos proponemos y decirle no a la procrastinación es un factor totalmente importante. No hay que ser perezosos y decir "mañana lo hago" porque tendemos a trasladar tareas y así es más fácil que abandonemos al primer problema. Incluso tener un bloqueo mental no es excusa para nunca más escribir, ser constantes y no dejar lo que amamos por ese tipo de situaciones hace que luego veamos el fruto de nuestro trabajo.

          (Para este caso también les dejo cómo deshacerse de un bloqueo mental.)

     2#Paciencia. Como bien sabemos uno nace con los dones o los desarrollamos. Pero de todas formas hay que pulirlos.

     Nadie empieza escribiendo un día y al siguiente ya es la cosa más fantástica e insuperable de este mundo. No, compañeros y compañeras, no funciona así. Si no hay constancia, práctica, caídas y mucha paciencia entonces no logramos nada. Porque si abandonamos al primer error entonces no lo estamos haciendo bien. Es una clave el tener paciencia, y esta sólo se da cuando nos calmamos y seguimos adelante sin sentirnos frustrados y abandonando todo por nada.

     3#Autocrítica. La autocrítica es esencial en un buen escritor —y claramente me refiero a la autocrítica positiva—. Si no podemos auto evaluar nuestras obras y tampoco nos nace el querer darnos criticas constructivas no podremos ni si quiera prestarle la atención que merecen las criticas ajenas —sigo hablando sobre las constructivas —. Perdemos fuerza y valor para reconocer nuestros errores y nuestro crecimiento como escritores no se va a dar como tal.

     4#Perseverancia. Rendirse está estrictamente prohibido y el incumplimiento de la norma se castiga con el fracaso y la derrota. Perseverar y practicar es la clave para mejorar ¿si no cómo? Nadie nace aprendido y para caminar se gatea, así que, compañeros y compañeras, quítense el miedo y avancen sin preocupaciones, sólo así podrán crecer en este ámbito.

     5#Espacio. Darnos el espacio adecuado a la hora de escribir, leer, descansar, etc., es indispensable. Ordenarnos y tener un tiempo, momento y lugar cómodo para el caso nos da una mejor experiencia y mayor desenvoltura.

     6#Lectura. Si no se lee no se escribe. ¿Qué mejor para aprender que leyendo los ejemplos? Leer nos ayuda a desenvolver la imaginación, nos da inspiración, vocabulario y muchos otros beneficios. Si no es agradable leer, escribir no será lo más ameno ya que ambas cosas están muy relacionadas.

     7#Autoestima.  Importantísimo. Compañeras y compañeros, les voy a decir la verdad: Si ustedes no creen en sí mismos, nadie lo hará y estarán condenados y condenadas a un rotundo fracaso. No es que tengan que tener un ego de los mil mundos, no, claro que no. Pero que sí se aprecien y luego aprecien su arte. Y esto porque si hacen eso al revés van a tener autoestima de cristal y todo dependerá de lo que escriban o lean, no de lo que ustedes piensen y sepan de sí mismos.

     Si ustedes saben que necesitan ayuda porque tal vez no están con una perspectiva muy buena, los y las invito a buscar ayuda. Porque en toda cosa que hagan tienen que quererse a sí mismos. Sólo así podrán creer en su arte.

     8#Amor al arte. Esto es simple, si no aman lo que están haciendo ¿para qué lo hacen? Si eso que están escribiendo no les gusta ni un poco les recomiendo que lo dejen —a menos que se trate de un trabajo académico, ahí no hay por dónde dejarlo—.

     Tampoco es que siempre estén hechos una bola de amor pero que sí les guste lo que hagan. Porque si no les agrada se frustran y si eso sucede les puede suceder dos cosas:

          1) Odiar el tema, trama, etc., que estuvieron escribiendo. Y si ya lo odiaban pues ahora será peor.

          2) Sufrir un bloqueo mental porque su subconsciente simplemente se protege de lo que le causa tensión y malas vibras.

     9#Ejercicio constante. Como bien se sabe, la práctica hace al maestro. No se trata de una frase para decir o fingir que practicamos; porque sólo nos engañamos a nosotros mismos. Si no le dedicamos un poco de tiempo a nuestro arte no podremos mejorar ni progresar.

     10#Investigación. Leer sobre reglas ortográficas, actualizaciones de diccionarios, buscar vocabulario, nuevas y viejas prácticas literarias, etc. Todo eso nos llena la cabeza de grandes ideas y de conocimiento valioso que siempre podremos usarlo a nuestro favor. Nunca está demás saber, al contrario, el conocimiento es poder.


Espero que esta lista les haya sido de mucha utilidad. Si tienen aportes qué hacer estaremos gustosos de recibirlos.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario